Instituto de Estudios de las Finanzas Públicas Americanas

EDITORIAL

Un Renovado Compromiso para los Administradores Tributarios

Por Raúl E. Roa
Presidente IEFPA

 

 

Desde el 10 de diciembre la Argentina tiene un nuevo gobierno, y más allá de las opiniones y expectativas de cada ciudadano, esto implica en lo inmediato una nueva gestión en todos los ámbitos: en la economía, la educación, la seguridad, la política exterior, etc.

La Gestión de las Finanzas Públicas del Estado Nacional es prioridad para esta nueva Administración. A poco andar - sólo han transcurrido dos semanas desde la asunción del nuevo Presidente-, ya se han tomado medidas que conllevan modificaciones en la política de ingresos y se han hecho anuncios sobre inminentes cambios en la política del gasto público.

Lejos de hacer cualquier evaluación política sobre estas decisiones, sí queremos manifestar nuestra convicción sobre la responsabilidad de los Agentes de la AFIP tanto en lo que hace a continuar desarrollando sus capacidades técnicas e idoneidad profesional, como en su firme compromiso con esta nueva etapa, en la cual el nuevo Presidente ha manifestado que será inflexible en dos aspectos: la evasión impositiva y la corrupción.

La continuidad de los cuadros técnicos en la Administración Tributaria desde el retorno de la democracia en Argentina, y en particular en las últimas dos décadas, ha permitido llevar a cabo un proceso de desarrollo tecnológico y profesionalización de los Agentes de la AFIP que no sólo es reconocido en nuestro país, sino también en todos los ámbitos internacionales.

Independientemente de los cambios de Gobiernos, en las últimas décadas de trabajo profesional en la AFIP, aspectos tales como: la aplicación intensiva de tecnología, la utilización eficiente de la información y la capacitación de sus recursos humanos han permitido aumentar los recursos del Estado de manera constante e ininterrumpida. A través de la implementación de proyectos específicos, se han profundizado las acciones de control y se ha facilitado e inducido el cumplimiento tributario, contribuyendo al desarrollo económico e inclusión social. De este modo, la AFIP se ha consolidado como un actor dinámico e influyente en la generación de un clima fiscal que favorece la economía formal y el empleo registrado, a la vez que otorga mayor seguridad en el comercio exterior.

Sin dudas la AFIP, nuevamente con la conducción del Dr. Alberto Abad -quien fuera en su gestión anterior un importante propulsor de la modernización del Organismo-, se encuentra preparada para alcanzar los objetivos expresados por el Presidente de la Nación.

En lo que respecta a nuestra entidad, el Instituto de Estudios de las Finanzas Públicas Argentinas, a través de sus carreras universitarias, cursos en el exterior y seminarios nacionales e internacionales, renovará también sus esfuerzos en sus actividades científicas y técnicas a fin de mantener un ámbito de investigación, estudio y debate de las ciencias relacionadas con las Finanzas Públicas, todo ello con el convencimiento que los logros que puedan obtenerse redundarán en claros beneficios no sólo para la comunidad técnica y académica de este ámbito sino, y fundamentalmente, para toda la sociedad argentina.

 

Últimas Noticias